Apoyo Técnico de la Stasi al Minint: La Red Telefónica Nacional

Berlín, Febrero del 2007. Dieter Volkel, Mayor de la Stasi, llegó a Cuba con una misión muy especial: La construcción de la Red Nacional Telefónica del Minint (Ministerio del Interior). De acuerdo a un Acta desclasificada de los Servicios Secretos de Alemania Oriental, el oficial permaneció en Cuba desde el 26 de Septiembre de 1986 hasta el 12 de Mayo de 1989, según Convenio firmado entre el Minint y el Ministerio de la Seguridad del Estado (MfS; Stasi) el 27 de Junio de 1986.

El objetivo de esta cooperación era la de mejorar notablemente las comunicaciones entre los centros del Minint a nivel nacional, lo cual sin duda alguna aumentaría la efectividad operativa.

Las tareas realizadas, según el documento firmado el 4 de Mayo de 1989 por el Coronel Luis Delgado Rodríguez, Jefe de la Dirección de Comunicaciones y el Teniente Coronel Wolfgang Kirchner, Representante del MfS en la Habana, fueron las siguientes:

  • Zonal Centro: Centrales telefónicas Villa Clara I y II. Adaptación de los proyectos a las reducciones realizadas en la red. Apoyo en la puesta de estas centrales, ya conectadas el 22 de marzo de 1987.
  • Ayuda en la comunicación de estas centrales con las centrales viejas de La Habana y con las provincias aledañas.
  • Modificaciones en la instalación vieja del Minint, automatización de la comunicación con Villa Clara. Montaje de "repetidores de larga distancia" de las CT MSN 70 en las delegaciones provinciales del Minint en Cienfuegos, Sancti Spíritus y Ciego de Ávila.

El oficial Volkel y sus especialistas cubanos realizaron "múltiples modificaciones, lo que contribuyó al ahorro de una cantidad considerable de materiales y elementos" (el cinismo de la represión comunista no puede ser mayor). En este caso se trataba del proyecto de la Central Telefónica Plaza 1/Occidente del Minint en Plaza.

Los que estaban en Cuba entre 1987 y 1988, especialmente en La Habana, recordarán el estado deplorable de las líneas telefónicas. Mientras los cubanos no podían telefonear, los cuerpos represivos mejoraban sus comunicaciones y el control sobre la población. No somos más que ratones de laboratorio en el experimento Castro-Comunista tropical. Realmente, desearía ver a alguno de los Generales y miembros de la cúpula militar sólo 72 horas en este experimento, bajo las mismas condiciones del pueblo de Cuba.

El Mayor continuaría sus trabajos, una especie de invasión telefónica de Occidente a Oriente, y asesoraría a los cubanos en las centrales del Minint en Santiago de Cuba, su delegación provincial y en la instalación de la central tipo ATZ 65 N/B. La CT fue puesta en marcha el 15 de Enero de 1989.

También en las zonas cercanas (Guantánamo, Holguín, Granma y Las Tunas) se crearon las condiciones de "enlace" de los canales de larga distancia y su conexión con la Central de Santiago de Cuba.

El Mayor de la Stasi asesoró a los representantes de la Industria de la RDA que participaron, tradujo la documentación técnica al español de la CT MSN 70 y de los repetidores a distancia e impartió cursos al personal técnico.

El documento concluye de la siguiente forma:

  • Observaciones: “La Jefatura de la Dirección de Comunicaciones del Minint considera que las tareas emanadas del acuerdo anteriormente mencionado han sido cumplidas, por lo que estima que el trabajo del Coronel Volkel ha concluido exitosamente.”

Actualmente estas instalaciones ya han sido sustituidas por otras más modernas. Dicen que son chinas. No sé. Pero las enseñanzas y experiencias de la Stasi y otros cuerpos represivos de Europa Oriental, tienen una gran responsabilidad con el sufrimiento del pueblo de Cuba y una deuda moral que pagar ante la Historia.

Yo continuaré investigando y escribiendo sobre este tema. La oposición cubana y las víctimas del Totalitarismo deben y merecen conocer la verdad.

Comentarios

Cebar pollos con confidencialidad: ¡qué cosas!
[24-06-2017]
Elías Amor
Economista
  (www.miscelaneasdecuba.net).- Parece una guasa cubana, pero no lo es. Asombroso. Es una información publicada en Juventud Rebelde que anuncia, a bombo y platillo, que “las posibilidades de reanudar la ceba de pollo en Cuba están cercanas gracias a acuerdos de confidencialidad con firmas extranjeras”, según fuentes del Departamento de Producción de la Dirección Avícola del Grupo Ganadero, adscrito al Ministerio de la Agricultura.
¡Fariseos!...  Y la libertad de Cuba ¿Qué?
[01-06-2017]
Lcdo. Sergio Ramos
(www.miscelaneasdecuba.net).- Un grupo de senadores bipartidistas ha presentado un Proyecto de Ley para liberalizar los viajes de turistas a Cuba. También se ha radicado otro proyecto de ley para permitir las exportaciones de ciertos productos agrícolas a ese país. Algunos de los legisladores que promueven tales medidas argumentan que representarían cerca de 2,000 millones de dólares anuales en comercio para los Estados Unidos. De hecho, el secretario de agricultura nombrado por esta administración, Sonny Purdue, es partidario de que los bancos norteamericanos financien las compraventas de productos con Cuba.
"No hay que permitir que cabilderos y voces engañosas encubran la verdad sobre Venezuela"
[27-05-2017]
Luis Fleischman
Director del Interamerican Institute for Democracy
  (www.miscelaneasdecuba.net).- Más de cincuenta días después de que se desatara este nuevo ciclo de desobediencia civil en Venezuela, más de 50 personas murieron a manos del gobierno venezolano.
De Assange y de Manning
[21-05-2017]
Instituto Interamericano por la Democracia
  (www.miscelaneasdecuba.net).- La ley debe cumplirse y cuando se desobedece alegando su injusticia hay que estar dispuesto a asumir las consecuencias.
Suscripciones a Misceláneas de Cuba
Edición electrónica
Suscríbase para adquirir la revista
Colaboraciones
Envíe colaboraciones digitales a: colaborar@miscelaneasdecuba.net
Misceláneas de Cuba autoriza la reproducción de los textos aparecidos en su página digital y su revista impresa siempre y cuando se les indiquen como fuente.
Misceláneas de Cuba no comparte necesaria-mente las ideas vertidas en los artículos firmados, las cuales son responsabilidad de sus respectivos autores. La línea editorial de esta publicación quedó recogida en el artículo de fondo de su edición fundacional Pasando Revista a las Razones de la Revista.