SOLICITUD AL GOBIERNO DE LOS ESTADOS UNIDOS

Solicitud al Gobierno de los Estados Unidos, que sea valorado en el Congreso y Senado de ese país, que siempre le ha abierto los brazos a todo el que huye del despotismo.

Como opositor pacífico, como cubano digno y prisionero de conciencia, víctima de un sistema político cruel y abyecto, tiránico; le hago esta solicitud al Gobierno de los Estados Unidos de América.

Conocida es la persecución y encarcelamiento de todo el cubano que disiente del castrismo, los vejámenes y torturas a que somos sometidos sin piedad alguna, donde nuestra integridad física peligra día a día, minuto a minuto y segundo a segundo.

El despótico régimen de La Habana, ha implementado toda una cacería de opositores, “Terrorismo de Estado”. Ha creado bandas paramilitares que actúan como brazo represivo al servicio de la policía política y todo su andamiaje violento. Cada día que pasa crean más organizaciones represoras, que cuentan dentro de sus filas con personas de doble moral, de baja catadura, que fungen como marionetas, reprimiendo a indefensos cubanos que solo reclamamos libertad y democracia, para la esclavizada nación.

Ya sea en las calles, o dentro de los centros de terror –reclusorios-, siempre hay un inescrupuloso lacayo a su servicio, por tanto: “solicito que sea valorado que todo el que actúe contra la disidencia del patio, y su nombre sea denunciado, que no sea admitido en aquel país de democracia. Quien actúe contra opositores y prisioneros políticos, merece ser rechazado por el Gobierno de los Estados Unidos de América”.

Basta de doble moral, conscientemente son partícipes de un crimen político,-modestamente- expreso que de ingresar a ese país, pueden convertirse fácilmente en Caballos de Troya.

El negro castrismo, mediante sus Brigadas de Respuesta Rápida, pretende distorsionar la realidad y decir que el pueblo es quien actúa, máxime cuando todos conocemos que el cuartel general radica en Villa Maristas, sede de los servicios de contrainteligencia. Los cobardes y traidores de la democracia merecen el rechazo de esa honrosa nación. Por tanto pido que mi solicitud sea tomada en cuenta, pues es hora de decir ¡Basta! ¡Yo no chivateo! ¡Yo no coopero con la tiranía! ¡Yo no reprimo!

De aceptar esta solicitud, que el Gobierno de los Estados Unidos de América lo haga patente y lo publique, así se le asestaría un demoledor golpe a la doble moral. Quedarían excluidos altos dirigentes que decidan romper –confirmadamente- con el régimen y soliciten asilo político.

Que los nombres de los chivatos y colaboradores sean enviados a la Oficina de Intereses en la Habana, para que surja efecto. Todos los prisioneros políticos y de conciencia que sean agredidos por órdenes del DSE (Departamento de Seguridad del Estado) a manos de reclusos, deben aportar los nombres; y los opositores pacíficos entregar igualmente los nombres que conozcan en sus barrios o en entidades gubernamentales que hayan actuado en los llamados “actos de repudio” entre otros execrables modos condenatorios.

La represión ha crecido peligrosamente y ya es hora que se condene en todas sus formas el actuar fascistizante y se le ponga coto al castrismo. Los colaboradores cobardes y cínicos deben ser conocidos mundialmente.

A costa del dolor de otros que luchan por una Cuba plural, nadie puede buscar refugio en la Patria de Washington y Lincoln.

Llegue este mensaje a los Congresistas cubano-americanos, para su efectiva gestión. Pienso que en este caso debe dársele la misma propaganda o divulgación que al sistema de salida legal y ordenado. Todo aquel que actúe conscientemente contra opositores pacíficos no merece el abrigo protector de esa nación de democracia.

Comentarios

Inminente debate sobre los derechos humanos en Washington
[27-03-2015]
Osmel Almaguer Delgado
Hablemos Press
  (www.miscelaneasdecuba.net). La Habana.- Para el día 31 de marzo fijó la parte cubana su propuesta con vistas a un encuentro donde se diriman diversas cuestiones relacionadas al tema de los derechos humanos, tanto en la Isla como en los Estados Unidos.
Orígenes de la pornografía infantil en la Educación cubana
[27-03-2015]
Raúl Lázaro Fonseca Díaz
Periodista Independiente
    (www.miscelaneasdecuba.net).- En los inicios de la década de los años 80 del siglo pasado el Comandante Manuel Piñeiro Lozada, alias Barba Roja que precisamente en este mes se conmemoran su nacimiento y muerte, fue auspiciador y comercializador de las primeras películas de pornografía infantil cuyos “actores” eran los alumnos de una escuela secundaria básica en La Habana.
Súbditos leales: Lenier González Y Roberto Veiga
[27-03-2015]
René Gómez Manzano
Abogado y periodista independiente
    (www.miscelaneasdecuba.net).- La semana pasada se celebró por fin en La Habana el encuentro entre las delegaciones de Cuba y la Unión Europea (UE). Con ese fin viajó a nuestra capital el señor Christian Leffler, alto funcionario del bloque comunitario. Según el vicecanciller antillano Abelardo Moreno, las negociaciones se centraron en el tema de “la cooperación, en su sentido más tradicional”. Como el asunto abordado incluye probables dádivas al gobierno castrista, no causa asombro que haya habido “un avance importante”.
Entre máscaras y falsedades
[27-03-2015]
Aimée Cabrera
Corresponsal
(www.miscelaneasdecuba.net).- La sociedad civil cubana actual se viste de viajes, oropeles y rostros frescos que quizás cursaban la escuela secundaria o salían a pasear de la mano de sus padres cuando otros, hoy olvidados, eran acosados junto a sus familiares; esa nueva ola de democráticos son los que se han convertido  en imagen de una nación,  a la que no todos aspiramos.
Suscripciones a Misceláneas de Cuba
Edición electrónica
Suscríbase para adquirir la revista
Colaboraciones
Envíe colaboraciones digitales a: colaborar@miscelaneasdecuba.net
Misceláneas de Cuba autoriza la reproducción de los textos aparecidos en su página digital y su revista impresa siempre y cuando se les indiquen como fuente.
Misceláneas de Cuba no comparte necesaria-mente las ideas vertidas en los artículos firmados, las cuales son responsabilidad de sus respectivos autores. La línea editorial de esta publicación quedó recogida en el artículo de fondo de su edición fundacional Pasando Revista a las Razones de la Revista.