LA ODISEA PRE Mr GAY HABANA

(www.miscelaneasdecuba.net).- Pensaban que el hambre, la sed y el frió iban a doblegarme. Que con las ratas de las celdas y condiciones infrahumanas del presidio iban a poder captarme.

¡El tiro les salió por la culata!

No voy a negar que tuviera miedo mientras se me golpeaba a mí y a Belkis antes de ser llevado a la prisión de Villa Marista., como tampoco negaré el sentimiento de odio e impotencia al estar excluido de la sociedad aquellos días, porque ese sentimiento es inherente al ser humano.

Y aunque contraje una fuerte gripe que no es ni la influenza del virus H1N1, ni tuberculosis, aunque pudo haber pasado, tras lo impredecible que se convierte ser un convicto en cárceles cubanas, no dude nunca de salir con la pandemia que en estos momentos azota el mundo.

A obscuras, saciado de humedad, polvo, churre y graffiti, nos encontrábamos Belkis y yo solos en una misma celda, dándonos ánimo uno al otro, tras las insultantes burlas de los oficiales y carceleros al servicio de los homofobos Castros y de la supuesta defensora de los derechos sexuales de la comunidad LGBT cubana, Mariela Castro Espin.

El comedor daba ganas de llorar y la comida ganas de gritar. No queríamos probar alimento pero tuvimos que hacerlo a pesar de ser un suicidio. La comida daba asco.

No entiendo como Belkis permaneció en un presidio de hombres siendo ella mujer, sin tener conflictos, cuando éramos llevados esposados por dos oficiales al comedor,. Solo se que algunos de los guapos de verdad, de los verdaderos delincuentes y problemáticos de la sociedad nos preguntaron el porque de nuestra estancia, cuando los oficiales que nos custodiaban se alejaban de nosotros, a lo que respondimos-Somos activistas pro-derechos humanos de la comunidad LGBT.

Pensé que seria nefasta la reacción, pero fue todo lo contrario. Vimos el apoyo de los bisexuales, los gays y los heteros por el valor de oponernos a las mentiras gubernamentales.

Después de ese tercer día, a Belkis y a mi nos llevaron a diferentes celdas, sin saber cada uno que pasaba con el otro, y si estábamos en el mismo presidio.

Fue ese momento decisivo el que decidiría nuestro destino, ya que ambos habíamos acordado, que si por cualquier motivo nos separaban, nos plantaríamos en huelga de hambre, estuviésemos donde estuviésemos.

No nos vimos más hasta el quinto o sexto día en que un policía pretendió que cayéramos en la trampa de la desconfianza mutua, haciéndonos creer chismes del uno hacia al otro para que entráramos en el careo y la ruptura de nuestra amistad. Suerte que Belkis fue inteligente y no cayó en cebo como pez, así como tampoco yo caí.

Cada día con 4 exhaustivos interrogatorios de una hora cada uno, nos exigían que abortáramos el primer Mr. Gay Habana que se realizaría en breve.

Los interrogatorios nos lo hicieron por separado. Sin embargo, un oficial de la Seguridad del Estado cual nombre nunca me reveló, se atrevió a decir que con nuestra actitud perjudicábamos la labor de Mariela Castro y del Centro Nacional de Educación Sexual, CENESEX a favor de la erradicación de la homofobia en Cuba, y que el Mr. Gay Habana no podía realizarse porque ponía en peligro intereses de Estado y de Gobierno.

Me entro un ataque de risas y lo único que atine a decir es que lo que Belkis y yo estamos viviendo y las noticias que de seguro están en el ciberespacio es lo que afecta la reputación de Mariela, porque el Mr. Gay Habana es una actividad apolítica y con un fin cultural.

Entre el encierro, el hambre, los interrogatorios sin sentido y lo lento de los días parecían meses de estancia. Estaba perdido en el tiempo.

Pase días sin ver la luz del sol y la luna y cada reloj de salón que observaba cuando era conducido a interrogatorio marcaba una hora diferente. Estaba perdido en el tiempo.

Creo que lo único que motivo a que nos pusiesen en libertad y nos condujeran  en una patrulla policial hasta la estación policial de la zona 8 de Alamar y donde definitivamente se nos puso en libertad, es el temor que tienen a que se arme un revuelo internacional donde intervenga Amnistía y otras organizaciones de derechos humanos que cuestionen el verdadero trabajo de Mariela, y nuestro pronto deterioro físico a causa de nuestra abstinencia a ingerir alimentos.

Eso es lo que amedrenta a una política falsa y homófoba, que las mentiras, los abusos y las violaciones de derechos humanos se vuelven contra ellos mismos.

Hoy Belkis y yo pasamos una mala racha. Entre los sobresaltos, el temor a volver a prisión, la fobia a la policía y a la Seguridad del Estado cubano, la falta de apetito y el insomnio, son secuelas que atormentaran nuestras vidas por un buen tiempo.

Y aunque me hago el fuerte para apoyar a Belkis, no demostrándole cobardía, si le hago hincapié en que son gajes del oficio y que el echar para atrás aunque es una elección, repercute en nuestro porvenir.

Nota: Belkis Belin no quiso colocar su foto en el blog por temor a represalias por parte de la Seguridad del Estado.

Comentarios

Derrumbes en la Habana por fuertes lluvias
[24-06-2017]
Mario Hechavarría Driggs
Cada vez que llueve fuertemente en La Habana ocurren derrumbes. Foto del autor.   (www.miscelaneasdecuba.net).- Las intensas lluvias que azotaron la capital, los días 17 y 18 del presente mes de junio, provocaron un derrumbe total en el municipio capitalino La Habana Vieja.
Petición al Papa Francisco para que las Damas de Blanco puedan asistir a Misa en Cuba
[24-06-2017]
Martha Beatriz Roque Cabello
Red Cubana de Comunicadores Comunitarios
Iglesia de Santa Rita en La Habana. Foto: cortesía del autor.   (www.miscelaneasdecuba.net).- Primero que todo presentarle nuestros respetos y que conozca que hacemos oraciones para que Dios le permita cumplir con éxito su misión en la tierra.
Represión por el discurso del presidente Trump
[24-06-2017]
Mario Hechavarría Driggs
Alguno de los arrestados. Foto del autor. (www.miscelaneasdecuba.net).- La seguridad del estado arrestó a un grupo de opositores y ciudadanos que expresaban públicamente su apoyo al discurso del presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, con relación a Cuba.
Sandalio otra vez en las calles
[01-06-2017]
Mario Hechavarría Driggs
Sandalio Mejías Zulueta demostrando en la calle. Foto del autor.   (www.miscelaneasdecuba.net).- Un miembro del ilegal Partido 30 de Noviembre “Frank País” caminó por la calle Egido de la Habana Vieja con un cartel en las manos que decía ¡Abajo la Dictadura de Raúl Castro!
Suscripciones a Misceláneas de Cuba
Edición electrónica
Suscríbase para adquirir la revista
Colaboraciones
Envíe colaboraciones digitales a: colaborar@miscelaneasdecuba.net
Misceláneas de Cuba autoriza la reproducción de los textos aparecidos en su página digital y su revista impresa siempre y cuando se les indiquen como fuente.
Misceláneas de Cuba no comparte necesaria-mente las ideas vertidas en los artículos firmados, las cuales son responsabilidad de sus respectivos autores. La línea editorial de esta publicación quedó recogida en el artículo de fondo de su edición fundacional Pasando Revista a las Razones de la Revista.