Vandalismo de contenedores de basura y mucho más en La Habana

Mario Hechavarría Driggs
Los contenedores de basura se derriten para producir todo tipo de artículos de plástico. Foto del autor.
 
(www.miscelaneasdecuba.net).- Los contenedores de la basura se han convertido en el blanco predilecto de un grupo cada día creciente de vándalos, de acuerdo al testimonio de Maylon Arias Hernández, trabajador de Servicios Comunales de La Habana Vieja, quien aseguró la cifra de más de un centenar de esos depósitos plásticos, quemados durante los últimos meses.

“Los bandoleros parecen disfrutar con pegarle fuego a los contenedores. El mes de julio no ha terminado y te puedo asegurar que hasta el momento 24 contenedores han sido destruidos, solamente en este municipio”. Asegura Maylon.

Explica la fuente que otro elemento importante es robarse el contenedor.

“Los derriten para hacer “palitos de tendederas”, percheros, juguetes, cubos, chancletas, sillas, embases de agua, etc., productos con alta demanda en la población. Hasta se llevan las ruedas, en el mercado negro las cuatro ruedas tienen un valor de diez pesos convertibles y con ellas hacen carretillas”.

Este problema ha provocado alarma en las autoridades, imponiendo severas sanciones a quiénes dañen los colectores de basura, cuyo suministro al país se inició mediante donaciones, generalmente de municipalidades europeas, españolas sobre todo, pero ahora necesariamente importados con el correspondiente pago a fabricantes y transportadores.

Lo peor es que el vandalismo se extiende a otros bienes y servicios, se dañan teléfonos públicos, se roban las cercas de metal que delimitan los parques de la ciudad, desaparecen los cintillos que identifican las calles habaneras, especialmente las del casco histórico de la ciudad y como siempre sucede nadie ve nada.

Algunos ciudadanos opinan, que lo que está sucediendo “no tiene pà cuando acabar” y que todo es un reflejo de un malestar generalizado ante un sistema fracasado que no encuentra las herramientas para dar bienestar al pueblo, o como algunos dicen, sencillamente no les interesa nada.

Comentarios

Julian Assange y la justicia ecuatoriana
[20-04-2019]
René Gómez Manzano
Abogado y periodista independiente
  (www.miscelaneasdecuba.net).- LA HABANA, Cuba.- Las decisiones del Gobierno del Ecuador han desbloqueado la situación que rodeaba al conocido asilado en la Embajada de ese país en Londres.
“Estoy arrepentido de haber arriesgado mi vida por esta causa que fue solo una burla al pueblo”
[17-04-2019]

  (www.miscelaneasdecuba.net).- Muchos fueron los cubanos que participaron en las luchas de liberación nacional, arriesgando sus vidas. Algunos perecieron en el intento de darlo todo por una causa que creían justa, otros fueron burlados, traicionados y desamparados por un gobierno que se ha mantenido en el poder por la fuerza durante más de seis décadas. En esta situación se encuentra Rogelio Cala Fuentes, uno de los tantos ex combatientes, luchadores olvidados por este sistema que con franqueza declara: “Estoy arrepentido de haber arriesgado mi vida por esta causa que al final fue solo una burla al pueblo”.
Radio Reloj en la Televisión Cubana
[17-04-2019]
René Gómez Manzano
Abogado y periodista independiente
  (www.miscelaneasdecuba.net).- La Habana, Cuba. Un reciente programa pone de manifiesto las diferencias abismales entre la radio de la Cuba de antaño y la de hoy.
Abandonada y desatendida
[16-04-2019]
Enrique Díaz Rodríguez
  (www.miscelaneasdecuba.net).- "La casa se me está cayendo encima", exclamó  Felicia Pérez Gordillo ante las condiciones de su hogar.
Suscripciones a Misceláneas de Cuba
Edición electrónica
Suscríbase para adquirir la revista
Colaboraciones
Envíe colaboraciones digitales a: colaborar@miscelaneasdecuba.net
Misceláneas de Cuba autoriza la reproducción de los textos aparecidos en su página digital y su revista impresa siempre y cuando se les indiquen como fuente.
Misceláneas de Cuba no comparte necesaria-mente las ideas vertidas en los artículos firmados, las cuales son responsabilidad de sus respectivos autores. La línea editorial de esta publicación quedó recogida en el artículo de fondo de su edición fundacional Pasando Revista a las Razones de la Revista.